Este domingo 14 de noviembre, se realizó el lanzamiento del libro de Octavio Crespo, “Fuera del Clóset” en la Feria Chilena del Libro. Se trata de entrevistas a 15 personajes chilenos de distintos ámbitos, que tienen en común el que todos y todas se asumen públicamente como gays o lesbianas.

El autor criticó la imagen mito de gays y lesbianas que transmiten los medios de comunicación, y señaló que una de las motivaciones de la realización de esta obra es justamente desmontar esos estereotipos.

A dicha actividad estuvieron en la mesa algunas de las personalidades entrevistadas, como Rolando Jiménez, Emma de Ramón, Luis Larraín, Angélica Valderrama y Víctor Hugo Robles.

El primer a tomar la palabra fue Rolando Jiménez, presidente del MOVILH, que criticó al autor señalando que este, en algún punto de su libro, “toma partido por algunas tesis expuestas en las entrevistas”.

Emma de Ramón, historiadora y ex pareja de la jueza Karen Atala, contó su experiencia al darse cuenta que no tenía nada de malo con ella, que simplemente le gustaban las mujeres. Concluyó que “el libro de Octavio nos recoge a todos y todas dignas”.

Luis Larraín, el joven gay de la campaña de Piñera, a su vez, señaló que accedió a la entrevista para colaborar con la visibilidad, y que, en lo personal, le gustaría mucho que el matrimonio igualitario se aprobara en Chile, pero que respetaba a los votantes. Angélica Valderrama, del colectivo La Punta de la Lengua, pide la palabra y aclara que “los derechos no se votan”. En su exposición habló de la “inclusión jerarquizada” que existe en Chile, “cada uno en el lugar que le corresponde”.

Víctor Hugo Robles, el Che de los gays, contó algunas anécdotas de su provocante activismo por los derechos de la diversidad sexual. Además, leyó su carta de Apostasía, invitó a “abrir las compuertas de la libertad de consciencia y salir de los closets clericales que nos impone la Iglesia Católica” y concluyó: “porque como dicen nuestros hermanos y hermanas anarquistas: la única iglesia que ilumina es la que arde”.