Desde las 14:00hrs se desarrolló en Plaza Italia el acto que dio inicio a la VI marcha por la No-Discriminación que convocó a más de 50 mil personas. Con bandas nacionales como Lulú Jam y la presencia de Largarto Murdock, comenzó el acto que incluyó palabras de condolencias para las familias de los dos jóvenes asesinados este día jueves en Valparaíso.

Niños, niñas, familias enteras y un colorido panorama fue lo que se vivió en las calles de Santiago, como consiga principal, el Movimiento por la Diversidad Sexual (MUMS) planteó la necesidad de una Ley de Identidad de Género y un rol más activo por parte del Estado en temáticas de inclusión a personas trans.

En esta línea, adhirieron a la marcha un gran número de organizaciones de la diversidad sexual, Acción Gay, Fuerza Trans, Fundación Iguales, Todo Mejora, OTD (Organización de Transexuales por la Dignidad de la Diversidad), Fundación Zamudio, Movilh, Familias Paralelas y Rompiendo el Silencio, entro otras organizaciones. Además de esto, se sumaron algunas autoridades de gobierno como Marcos Barraza (Ministro de Desarrollo Social), Claudia Pascual (Ministra SERNAM), Alberto Pizarro (Director CONADI) y Nicolás Preuss (Director INJUV); y también el ex vocero de gobierno, Álvaro Elizalde.

Por los resultados de la marcha, el presidente del Movimiento, Marcelo Leiva, afirmó: “Hoy estamos felices porque cada año se suman más personas a esta marcha que no sólo es en pro de la diversidad sexual, es una marcha por el respeto y la inclusión de la sociedad completa. Por lo mismo, es importante que hoy demostremos que el movimiento por la diversidad sexual chilena es inclusivo y busca comprender que nuestras exigencias no están atomizadas en un contexto social, y que debemos converger con otros movimientos sociales”.

Respecto a las exigencias que impulsarán este año, Leiva agregó qué “la Ley de identidad de género está en el programa de gobierno, por tanto esperamos que sea el 2015 el año donde se pueda legislar respecto a las personas trans, que por lo demás han sido quienes menos han sido escuchados en las demandas de los movimientos de la Diversidad Sexual.”